miércoles, 18 de junio de 2008

Una elegía al vacío

Una caricia que desintegro,
una luz que deja de brillar
Unos ojos color negro
que me dejan de mirar...


¿Por qué si daba tantos problemas
no me pusiste un alto
y en vez de tantos rodeos
no me gritaste con deseo
"soluciona tus dilemas
y dedícales un canto"?


Extravióse la sencillez
Aparecióse la arrogancia
que profundiza la ignorancia
bendita sobre todo vivo ser

¿Por qué si el amor es efímero como la rosa
que con sus espinas todo lo destroza

me dejas escribir esta elegía
en vez de una simple prosa?
¿Es que acaso el vacío que siento
es la causa por la que no dormía?
y es que ahora que lo pienso
por culpa de esa sábana andrajosa
recuerdos por mi mente vagarían
sin llegar a algún consenso...

Solamente en el espacio
no existen los agujeros negros
basta con mirar mi corazón
ahora habitado por un vórtice de desespero
que con un inteligente desafuero
me hizo perder, momentáneamente, la razón.

"Aquí yace el amor
sepultado bajo la sombra del sexo"

Un epitafio original
para un sentimiento virginal
saturado por los excesos.



Sentimientos que afloran a la 1:31am de un día miércoles, después de un martes de caos y preocupaciones... Es en estos momentos en los que uno recuerda las cosas que uno insite en suprimir porque hacen daño. Quizás expresándolos aquí me haga bien.

Frank*

3 comentarios:

Rodo* dijo...

Mierda... <3

MAGNIFICO! Me llego,de verdad. Sin palabras... Solo te puedo decir...

WOOOOOOOW

y darte todos los aplausos que me provocan darte en este momento!

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
-MaR- dijo...

Sentimiento virginal, que necesita saciarse, sentirse, encontrarse!!!
Todos lo deseamos en algún momento. Qué bueno que fuiste sincero hoy, y pudiste decirlo... Más,digo hoy, porque fuiste capaz compartirlo conmigo.